Entregas

Entrega VIII: White Boys In Europe. Italo Pop-Rock (Segunda Parte)

Mike+Cannon

En mitad del furor por la laca y los vestuarios imposibles se crearon inefables proyectos en plena resaca post-New Romantic. Compartían con los incunables del italo su fugacidad extrema, el uso exacerbado de los sintes, algunas guitarras y las mismas pretensiones idiomáticas. Venían sobre todo del norte. Eran chicos pálidos para la máquina.

 

Resultado de imagen de bob robert - storm in a teacup

Bob Robert“Storm In Teacup” (1986)

Existe una versión alternativa con menos guitarras vitaminadas de las que preferimos aquí. El ubicuo Raff Todesco en la producción y Sergio Nigro, uno de los diseñadores más socorridos -Gazebo, Savage, el “Last Summer” de Wish Key – se encarga de la voluptuosa portada. Épica vacacional no exenta de glamour, tal y como se entendía en los ochenta.

Alex Molo “Look At Me” (1986)

Claudio Corradini -Frank Paul & The Flames- en acción junto con Walter Alessi. Publicado en el efímero sello Rainbow -de momento nos parece su mejor producción-, es una ignota pieza que, incomprensiblemente, no parece tener aún demasiado predicamento. Aun así, tiene voz masculina muy sensual y un bajo absolutamente pintón.

Kelvyn Hallifax“White boy in Europe” (1986)

De primeras da miedo todo: el nombre del artista, la portada del disco, los coros iniciales de la canción… inclusive hasta el título de esta última. Sin embargo, y paradójicamente, nos ha servido para englobar este bloque de entregas y, aunque salvada por la campana, para conseguir convencer a base de intuición melódica por una parte y guiños melómanos por otra. Así, encontramos un fraseo de teclado inspirado en el “Enola gay” de OMD o unos coros supuestamente amenazantes a lo Duran Duran. No falta el feísimo solo de guitarra que está a punto de terminar de arruinar la pieza, pero con todo sale a flote convirtiéndose en una joya en bruto imprevisiblemente adictiva. Hallyfax o cómo salir inocente teniendo casi todos los cargos en contra.

Thinking Orange“Don’t Go To Parties In The Night” (1987)

Otros que tiraron por la borda su muy endeble prestigio acudiendo al estilista. Atrocidades estéticas al margen, este es un innegable synth-pop para quinceañeras construido a base de un impetuoso fervor armónico. Desde luego, la noche les confundía. El estribillo, escoltado por un viciado empleo de palmas sintetizadas y hasta un pequeño solo lejanamente “aflamencado”, es decididamente glorioso. Se ruega escuchar, eso sí, antes de aventurarse a revisar alguna de sus actuaciones televisivas.

Mike Cannon“Stay” (1984)

Tuvo algún éxito más sonado, pero nosotros seleccionamos esta muestra (extraída de su, atención, “The best of”) de típico sonido de FM pobre de los ochenta, un medio tiempo de apariencia discreta y producción modesta que, sin embargo, funciona en los márgenes del pop sentimental. Cannon se maquillaba como Adam Ant y se hacía acompañar en las portadas de un sosias de Boy George. A este acompañante le seguiremos tratando de fake mientras no se demuestre lo contrario y pueda tratarse hasta del mismísimo líder de Culture Club.

hystericalfit

Hysterical Fit“Come and make me high” (1985)

La más electrónica de este lote. Sexy, contundente, perfectamente construida… ‘one hit wonder’ total. Grupo de laboratorio alrededor del productor Leonardo Rossi, este “Come and make me high” combina unas estrofas de sintonía de ronda ciclista con cierto halo de tristeza y un estribillo veraniego nada chabacano. Obra maestra, como dirían los cursis.

Voices

Voices – “Message On The Air” (1985)

Electro-rock manufacturado por Il Discotto y grabado en uno de los templos del italo, los Estudios Sandy, de Sandy Dian. “Message On The Aire” está en la línea del “General Custer” de Swan. Camilo Zola, uno de sus dos componentes, procedía de Contatto (otro proyecto de coordenadas similares).

 

Careen Connection – “Psychodelic Terror” (1986)

El alemán Ralf Hennings -versionador impenitente de las bandas sonoras de John Carpenter- ya probó esta tonadilla con un proyecto previo -Pick Up-, con mucha menos suerte que en esta ocasión con Carren Connection. Más sintetizada y lograda -perfecta simbiosis entre la dulzura sexy de su cantante y los ramalazos guitarreros ‘psycho’-.

Canton“Sonnambulismo” (1984)

Para ejemplo fidedigno de cursilería, esta pieza que bebe principalmente más de la canción melódica post-moderna (cuarto puesto en San Remo) que del italo de manual. Conoció su versión en inglés (“Sleepwalking”) pero, como suele ser habitual en estos casos, nos decantamos por la versión vernácula por ser inmensamente más creíble. El despiste con ellos aún hoy sigue siendo considerable: ni The Twins ni por supuesto Depeche Mode tiene mucho que ver con esta entrañable desviación sintética. Si acaso algo con los aparatosos Alphaville o Yazzo pero, sea como sea, jamás en “Sonnambulismo”.

Atlantis Star“The loving kind” (1987)

En plena saturación teutona (son meses aún del reinado de Modern Talking) está una canción bastante más fresca y menos estridente que las del dúo de marras, aunque tiene en común el uso indiscriminado de campanillas y demás efectos remilgados. De la mano de todo un rey Midas de la escena (Caron, K.B. Caps, Lian Ross) como es el productor, arreglista y compositor Christoph Leis-Bendorff se trata, en efecto, de otro grupo de una sola canción.

Aquí el recopilatorio que incluye las canciones de las entregas VII y VIII:

https://www.4shared.com/zip/x-s6REx6da/Pop_Group.html

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s