Entregas

Entrega XX: Dance The Disco-Funk (Segunda Parte)

finzy kontinni

 

El tropicalismo funkoide fue toda una rama dentro del Italo-Disco, algo que se echa muy en falta en el pop de baile que se practica en la actualidad, donde lo arrabalero apenas tiene sitio. A continuación, una retahíla de gloriosos himnos-gancho para epatar el próximo verano en la costa de turno.

 

Bandolero – “Paris Latino” (1983)

Los hermanos Pérez, como en el caso de los Chao, proceden de la emigración española de posguerra que acabó afincándose en Francia. Ambos militaron en el primer punk galo: Guilty Razors. Posteriormente, se reciclaron inteligentemente en Bandolero, un producto de un solo hit que podemos situar entre Les Rita Mitsouko y MC Miker & DJ Sven. No es propiamente italo-disco, pero Carlos Perez, uno de los hermanos, acabo flirteando con el género gracias a la versión en castellano del “Sweet Conversations” de su amigo John Sauli, un básico del spaghetti. “Paris Latino” ha acabado integrándose en toda aquella fiesta italo que se precie por su caracter desenfadado e iconoclasta, mezclando funk, rap y recursos caribeños sin complicaciones.

 

bandolero-parislatino

Chiquitas – “Dance The Rumba” (1983)

Prehistóricos scratches que dan paso a una versión muy particular de cha-cha-chá protoelectrónico. Detrás del invento ni más ni menos que Claudio Simonetti, el especialista por antonomasia de los scores de terror italiano. También compone Penny Brown, más conocida por el nombre artístico de Susan Morgan, que le dio al italo norteamericano más oscuro tanto en solitario como al frente de Arteficials.

 

FinzyContini-ChaCha-front

 

Finzy Kontini – “Cha Cha Cha” (1985)

Grupo en el sentido clásico del término (se componían ellos mismos las canciones, algo rarísimo), se explayaron en el concepto de pop tropical, como bien deja a las claras su canción más recordada. Tuvieron más números de calidad, hasta tal punto que su disco “Place To Place”, publicado dos años después, es posiblemente el disco más completo cerca del ámbito spaghetti. De ellos se sabe que han vuelto a reunirse puntualmente desde los años noventa. La pieza de marras cruzó el charco en su día y fue todo un bombazo en los clubes de media Norteamerica. No es para menos: tiene ese tipo de estribillo fulgurante que te deja exhausto entre tanto teclado inmisericorde. Claudia Colombi, su vocalista, compagino sus labores en Finzy Kontini con las de otro combo muy recomendable: P.A.A.C Society. En la mesa de producción David Zambelli y Walter Verdi (Scotch, P.Lion). “Baby, get in my Cadillac. Oh no, I want to dance my cha cha”. Impagable.

 

SabyHolidays

 

Saby – “Holidays” (1985)

Desconocidísima joya del sello Out (subsello de Discomagic), donde combinaban producción propia (Helen, She Male, Radiorama o Simonicioni) con discos de importación de Prince o Supremes. En la canción que nos ocupa quizá cueste más trabajo habituarse a la voz de su cantante (con ese tono engolado tan imposible y forzado), pero uno acaba acostumbrandose gracias al oficio en la composición coronada por un estribillo realmente efectivo.

 

PlasticMode

Plastic Mode – “Mi Amor” (1985)

Otro ejemplo de matrimonio entre funk (que ponía el norteamericano Tony Carrasco, uno de sus componentes), tropicalismo y rap. De hecho, esta canción se basa en un fraseado que abarca la parte de la estrofa y un estribillo que justifica su condición de “Superhit del verano del 85”, que también se convirtió en pasto de clubs americanos underground con sus correspondientes remezclas.

 

Taxeedo

 

Taxeedo – “Querido” (1984)

Producción de Many Records (Scotch, Martinelli, Silver Pozzoli) con Theo Spagna (Mike Cannon) y Larry Pignagnoli, del círculo de Ivana Spagna y Fun Fun. Otro estribillo interpretado mitad en castellano y mitad en inglés con letra incomprensible y dadaísta.

 

StephanyOhCheCalor

 

Stephany – “Oh Che Calor” (1985)

“Oh Che Calor”, además de ser posiblemente el mejor ep italo de todos los tiempos (la joya de la corona de Zig Zag Records), es, claro, su canción titular, una muy refrescante y turbia pieza que bascula a ritmo de reggae trotón entre un xilófono insistente y un estribillo cortante y very very sexy, cortesía de dos pesos pesados de la producción transalpina: Luciana Cirrillo y Michele Violante.

 

Aquí el recopilatorio que incluye las canciones de las entregas XIX y XX:

http://www.4shared.com/zip/cj3io5Usce/Disco-Funk__76_min__ok——–.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s